Miercoles, 26 de Noviembre de 2014
NUEVA DIRECTIVA DE ESSALUD PROMETE CAMBIOS RADICALES

Incapacidad de las gestiones pasadas ha generado mafias y deudas impagas

Se invertirá S/.350 millones en equipos e infraestructura los próximos dos años

¿Sabía que existen familias que viven en el cerro San Cosme, pero que poseen hasta siete empleadas del hogar? "Coincidentemente, todas las empleadas están en edades que superan los 40 años y tienen en su mayoría problemas renales que requieren diálisis. Se trata de mafias organizadas", comenta Fernando Barrios, presidente de Essalud. Esta es una de las modalidades de fraude que ha descubierto la nueva gestión de la institución.

Pero no solo está el caso de las empleadas. También mencionó los de los agroexportadores que se acogen al seguro agrario subsidiado que fue diseñado para los campesinos, las personas que ingresan al hijo de algún amigo o pariente como si fuera el suyo para tratarlo por alguna enfermedad, los médicos o técnicos que cobran por ingresar a alguien que no está registrado y quienes, aprovechando la ley de emergencias, esperan en la sala del hospital a que su apendicitis se convierta en peritonitis, por ejemplo, para ser atendidos en forma gratuita. "En total, calculamos en 30% el número de atenciones que prestamos sin estar obligados a ello", explica Barrios.

Problemas financieros

Lo peor de todo es que aproximadamente el 50% de quienes están inscritos no paga puntualmente sus aportes o estos son insuficientes. En total, a fines de julio, entre entidades públicas y privadas, Essalud tenía acreencias por cobrar de S/.2.890 millones, aunque solo el 60% era exigible (reconocida por los deudores). Pero, resalta Barrios, las deudas no limitan la prestación del servicio a los empleados de las empresas e instituciones morosas.

Y, por si esto fuera poco, complementa el funcionario, "a pesar de todas las necesidades económicas que tenemos, debemos gastar S/.420 millones al año en pensiones de la 20530 y la 18846".

Problemas heredados

Y si a eso se añade la escasa inversión en infraestructura (S/.60 millones de los S/.580 millones que establecía el plan maestro 2004-2007), la compra de medicina de dudosa calidad (están a la espera de incineración productos médicos por S/.852.000), la rigidez laboral (existen leyes para médicos, tecnólogos, enfermeras y obstetrices que reducen sus horas de trabajo de manera significativa), no es de sorprender que Essalud tenga tantos problemas.

"Cuando hemos llegado aquí, había 6.000 personas esperando, en algunos casos por varios meses, una operación; los asegurados debían esperar unos 45 días entre el momento que pedían una cita y la prestación efectiva (lo que generaba un uso indiscriminado de las áreas de urgencias de los centros médicos); los equipos tienen 15 años en promedio de obsolescencia; los centros periféricos, más que servir de contención, solo transfieren pacientes; y no existe el trabajo de prevención de la salud", explica Barrios.

"Pero eso va a cambiar", lo asegura el flamante presidente de Essalud. "Yo no me voy a pasar toda mi gestión aprendiendo sobre el tema; he acelerado mi curva de aprendizaje y me pondré a darle un giro radical al modelo", señala. "Esta es una institución 'sobrediagnosticada', pero hasta ahora no se ha puesto en marcha algún plan de acción, pues cada vez que se elaboraba uno, el presidente era cambiado y se volvía a empezar", puntualiza.

"Estableceremos metas de gestión"

Fernando barrios

Presidente de essalud

3 ¿Por qué cree que será capaz de cambiar Essalud?

Porque no tengo vocación de bombero. Luego de que terminemos con el plan de emergencia, empezamos con el cambio del modelo de la entidad.

3 ¿Cómo será el modelo?

El 1 de diciembre nos reuniremos para definirlo, pero con 326 centros asistenciales y más de 25.000 empleados, es imposible que se maneje desde la sede central. Por tanto, tenemos que descentralizar las redes, empoderar a su junta directiva y establer metas de gestión sobre las que se asignará su presupuesto. Además, no es posible que solo tratemos de adaptar la oferta a la demanda; es tiempo de contenerla con planes de prevención.

3 Muchos han tenido buenas intenciones antes, pero han sido frenados por la burocracia interna.

En Essalud debemos entender que somos un medio y no el fin. Aquí estamos para atender a los asegurados y es importante que la población y la prensa nos lo recuerde.

3 ¿Bastará descentralizar?

Lo complementaremos con un plan de inversiones en equipamiento e infraestructura, como el Instituto del Corazón. En total, planeamos invertir S/.350 millones entre el 2007 y 2008. Según un estudio del 2004, había una brecha de S/.700 millones en equipamiento y solo se ha cubierto el 16%.

Fuente Diario El Comercio Pág. B1

 
 
© Copyright 2007 - 2012 | Revista Actualidad Empresarial